Paisajes urbanos y gente de Córdoba

Te sentás un día a leer en ese banco de la Plaza San Martín, el mismo que una vez a la semana elegís para relajar tus pensamientos. Observás acá y allá, como si fueras pidiendo permiso para desaparecer en unos momentos. Tomás el libro con ambas manos, abrís donde está el señalador, y bajás la mirada a sus páginas. Y empezás a desaparecer, como atraído, como una zambullida en el texto.

Continúa leyendo Paisajes urbanos y gente de Córdoba